La buena intención del “escavador”

La gente está cargada siempre de buenas intenciones. No lo dudamos.  Y hasta un “escavador” profesional o vocacional puede estar cargado de las más nobles de las ilusiones, como seguro las tenía la restauradora del “Ecce Homo” de Borja. En esta ocasión no se llama Cecilia, sino Manuel Abril.

No hubiésemos escrito estas líneas sino fuera por los titulares que acompañan a la noticia: Desenterrados en Cañete restos arqueológicos que podrían formar parte de una pirámide prehistórica. Encontarán más titulares, pero todos vienen a señalar lo mismo. Afortunadamente utilizan el verbo desenterrar y no excavar, lo cual acabaría por transforma el cuadrado en círculo.

pirámide en cañete

Si hacemos caso a lo que se cuenta en la noticia, al parecer Manuel, natural de Cañete (Cuenca), aficionado a las antigüedades, como podría haber sido aficionado a la colección de moluscos, siempre había tenido la mosca detrás de la oreja con una colina,”El Cabezuelo”, cercana a su localidad. Su forma, su posición y los restos materiales en superficie no hacían más que llamarle, obligarle, instigarle a su excavación. Pero entiéndase aquí lo de excavación. Por su cuenta y riesgo se tiró al monte, armado de pico y pala, dispuesto a descubrir el tesoro oculto.

Como muchos sabrán, el topónimo Cabezuelo o Cabezo no es ajeno al mundo de la arqueología (Cabezo Redondo, Cabezo Lucero, etc.), y suelen asociarse a asentamientos en altura, habitualmente oppida o núcleos de la Edad del Bronce. Pero esta deducción, que cualquier arqueólogo podría haber aportado al inquieto Manuel, además de la más que probable presencia de material arqueológico en superficie, no frenaron ni sus intenciones ni su más que aventurada teoría.

Atención. No me atrevo a relatar las deducciones de Manuel tras sus primeras trincheras, de modo que pego directamente del medio que recoge la noticia:

Abril desconoce la altura que podría tener la pirámide, dado que lo que ha sacado a la luz son los tres escalones superiores. Por el peso de las piedras, de arenisca compacta y arena rodena, considera que “lo más seguro es que la base descanse sobre el fondo del valle, por lo que tendría unos 20 escalones”. Y es que indica que “algunas de las piedras, de hasta 1,30 metros de lado, alcanzan las cinco toneladas, por lo que los tres primeros escalones pueden suponer un peso para la colina de unas 8.000 toneladas y una colina sin estructura rocosa no podría soportar el peso sin una cimentación en su interior”.

Como no vamos a dar pábulo desde esta modesta web a este tipo de pensamientos, para eso ya tenemos al Canal Historia, solo queremos hacer reflexionar sobre el daño causado al Patrimonio. Un yacimiento arqueológico y su puesta en valor lleva consigo una planificación y un compromiso donde se unan tanto la administración pública como la intención de esta en querer conservar lo excavado. La puesta en valor del Patrimonio lleva consigo no solo la excavación y estudio científico de los restos conservados, sino una cuidada consolidación de los restos y su definitiva puesta en valor.

El daño causado por Manuel Abril es irreversible puesto que la excavación arqueológica en si supone la eliminación estratigráfica, para lo cual los arqueólogos llevan a cabo una exhaustiva documentación de lo exhumado. Como se podrán imagina el guaquero o expoliador, por muy buena intención que tenga (no dudamos de la buena fe de Cecilia en Borja), ha causado un daño irreparable. Esperamos (sabemos que no será así) que los periodistas fijen su atención en este punto, puesto que es el realmente notable de esta historia, y no el descubrimiento de una pirámide en Cuenca.

Anuncios

One response to “La buena intención del “escavador”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: